Yoga de Todos | Los 5 Principios del Yoga
Yoga y bienestar para todas las edades en Iquique, Chile.
yoga, bienestar, chile, iquique, tarapacá, sivananda, yoga sivananda, yoga sivananda vedanta, yoga de todos, tercera edad, niños, salud, meditación, meditar, maestro, swami, swami sivananda, siva, shiva, durga, lakshmi, ancianos, adulto mayor
15432
page-template-default,page,page-id-15432,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,side_area_uncovered_from_content,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-7.4,wpb-js-composer js-comp-ver-4.5.2,vc_responsive
Ejercicio adecuado – Asanas

Nuestro cuerpo físico fue creado para el movimiento y el ejercicio. Si nuestro estilo de vida no ofrece movilidad natural de nuestros músculos y articulaciones, con el tiempo las enfermedades y dolencias se asentarán. El ejercicio adecuado debe ser agradable al practicante y beneficioso al cuerpo, la mente y la vida espiritual.

Respiración adecuada – Pranayama

El control del Prana (energía vital) lleva al control sobre la Mente. Los ejercicios de respiración son llamados Pranayamas, que significa «control del Prana). El Yoga nos enseña a usar apropiadamente nuestros pulmones a su máxima capacidad y controlar nuestra respiración, incrementando nuestra vitalidad y claridad mental.

Relajación adecuada

A través de la relajación profunda de los músculos, el practicante rejuvenece su sistema nervioso y accede a una profunda sensación de paz interior. Una relajación completa comprende tres aspectos: la relajación física, la relajación mental, y la relajación espiritual.

Dieta apropiada

Además de ser las responsables de nuestro bienestar físico, los alimentos que ingerimos afectan profundamente nuestro estado mental. Es mejor si comprendemos que el propósito de alimentarnos es el de proveer a nuestro Ser con energía vital (Prana). Para una máxima eficiencia cuerpo-mente y completa conciencia espiritual, el Yoga propone una dieta lacto-vegetariana.

Pensamiento positivo y Meditación

A través de la relajación profunda de los músculos, el practicante rejuvenece su sistema nervioso y accede a una profunda sensación de paz interior. Una relajación completa comprende tres aspectos: la relajación física, la relajación mental, y la relajación espiritual.